lunes, 21 de abril de 2014

De vuelta a la Mina la Verde

Ah.ayádevos, cueveros!

Dando continuidad a los trabajos que venimos desarrollando en Llanes, hemos realizado dos nuevas salidas a la Cueva de la Mina la Verde en las semanas previas a estas fiestas, salidas de las que paso a dar cuenta:

El primero de estos ataques fue el día 5, por parte de Victoria y de quien escribe estas líneas. Y en esta ocasión antes de entrar en la Mina la Verde decidimos revisar y topografiar otra cueva-mina que se encuentra algo más alta (PD-33) y que tan sólo ofrece 16 m. de desarrollo. También revisamos el torcu-mina PD-34, una trinchera de una decena de metros de longitud y dos de profundidad, colmatada por bloques.


Tras esto entramos a la Cueva de la Mina la Verde, donde nos habíamos marcado diversos objetivos, siendo el primero de ellos la topografía de algunos de los ramales de la Sala los Mineros, que concluimos en poco tiempo. Después nos desplazamos hasta más allá del segundo pasamanos, donde topografiamos otro tramo de galería que también estaba pendiente, y finalmente nos dirigimos hasta la galería que arranca por la derecha de la Galería Antolín tras las grandes columnas, que exploramos y topografiamos en su mayor parte dejando dos incógnitas interesantes: un pozo de cabecera estrecha con aproximadamente 15 m. de profundidad, y una gatera barrosa con un leve tiro de aire. Con esto dimos la jornada por concluida y emprendimos el regreso, dejando el desarrollo de la cavidad en 412 m.

Regresamos a la Cueva de la Mina la Verde el día 10, en esta ocasión Gonzalo, Victoria y quien suscribe, con el objetivo principal de explorar el pozo localizado en la anterior salida. Además, ya en la boca se nos ocurrió probar a grabar unos vídeos, a ver qué salía...
Una vez en la cueva, tras superar el segundo pasamanos Gonzalo y el menda descendimos el Pozu de las Lajas para completar la topo y salir desequipando, pues necesitábamos este material para emplearlo más adelante. Sin embargo, una vez llegamos al nuevo pozo a explorar decidimos, ante la estrechez de su cabecera, cambiar de objetivo y explorar primeramente la gatera sopladora.
No tardamos en comprender que quizá no había sido una opción acertada, ya que se trata de una estrechez descendente de una decena de metros, rebozada de un barro especialmente pegajoso, y resultó penoso superarla. Afortunadamente del otro lado el conducto amplió sus dimensiones, con una morfología meandriforme, y al poco trecho ya teníamos una galería de gran altura que de inmediato nos dejó en un pozo ciego de 4 m. Montamos un pasamanos para superar el pozo por arriba, y del otro lado realizamos una trepada de 3 m. para ganar una rampa ascendente que finalmente nos dejó en la cabecera de un pozo amplio. A los seis metros de descenso el pozo presenta una repisa cómoda de la que arranca otro pozo de menores dimensiones, al que estimamos una profundidad de unos doce metros. Nosotros continuamos por la vertical principal, que resultó tener 23 m. y que acaba en un fondo ciego. Se revisó lo que parecía una ventana lateral, que finalmente quedó en nada, y decidimos dar por concluida la jornada y emprender el regreso sin explorar el pozo de la repisa. No obstante aún nos esperaba lo peor, ya que la gatera barrosa en ascenso resultó bastante más complicada que cuando entramos, en descenso. Tras los oportunos cagamentos y juramentos de no volver a cruzar aquella estrechez, decidimos bautizarla el Paso Quismo, ya que cada día nos parece más claro que algo de masoquistas debemos tener los espeleólogos... Afuera nos esperaba una tormenta incipiente, que nos acompañó en la bajada del monte a los coches.
Una vez pasados los datos topográficos el desarrollo de la cueva queda en 467 m, con un desnivel de 44 m (-36/+8). Además el nuevo sector explorado avanza en dirección a la Torca'l Práu la Verde...

Así está la topo ahora:



Y debajo va el resultado de nuestra prueba de vídeo: no ganará un "oscar", pero para tratarse de nuestro primer intento podría haber sido peor...
Saludos soterraños!

video


viernes, 4 de abril de 2014

Exploraciones en El Mazu y La Verde: buenas noticias y mejores expectativas.

Ah.ayádevos, cueveros!

Siguiendo con el buen ritmo de actividad de lo que va de año, hemos realizado otras tres salidas a la zona de trabajo de Porrúa desde que publicáramos el último post, salidas que han deparado buenos resultados y alguna sorpresa que mejora las expectativas de cara a futuro.

El 19 de marzo nos acercábamos (Gonzalo, Victoria y el menda) hasta la Cueva'l Mazu para proseguir con los trabajos de exploración y topo en la cavidad. El objetivo eran las rampas que se encuentran en la Galería del Ríu más allá del Primer By-pass, con intención de abordar alguna escalada. Las trepadas dieron sus frutos y accedimos a un nivel superior que, sumado a los explorados en salidas previas, conforma un enrejado vertical bastante complejo, donde el barro sigue siendo omnipresente. Dejamos equipada una línea de cuerda para acceder desde el río hasta el punto más alto de este enrejado, donde será necesario abordar una nueva escalada (con muy buena pinta, todo sea dicho) para continuar explorando.


El 24 de marzo entramos al Mazu otra vez (Victoria y el que suscribe) para continuar con las labores de topografía de este sector de la cueva, explorando algunas incógnitas pendientes, y cambiando la instalación de cuerda hacia otra vía de ascenso más cómoda y lógica. Como no disponíamos de material para atacar nuevas escaladas, iniciamos después la topo del pequeño enrejado de conductos y rampas barrosas que se ubica sobre l'Enanche. Ya a la salida, también topografiamos la chimenea que en la Sala de Entrada comunica con el exterior, al lado de la boca de acceso habitual.
Con lo realizado en estas dos jornadas, la topo de la Cueva'l Mazu alcanza 3'5 km de desarrollo, fijándose su desnivel en -55 m.

Nuevo sector en la Cueva'l Mazu (detalle del alzado)

El 31 de marzo volvimos a la zona Gonzalo, Victoria y el menda lerenda. Teníamos intención de ir al Mazu nuevamente, pero hacía sol y buen día y sobre la marcha cambiamos de parecer y de objetivo: iríamos a explorar la Torca'l Prau la Verde, cuyo pozo de entrada había descendido Río unas semanas atrás. Así pues, subimos hasta la Mina la Verde, donde teníamos que recoger cuerdas y material, y una vez pertrechados nos dirigimos a la cercana torca. Gonzalo bajó el primero reforzando la instalación, y los otros dos detrás topografiando. El pozo de entrada (P18) nos deposita en una amplia sala (Sala MGR), que en su extremo contrario tiene otro pozo grande (P40, bautizado el Pogozo), como ya nos había comunicado Río.

Pozo de entrada de la Torca'l Prau la Verde
Equipamos con cuerda un par de pequeños resaltes entre ambos pozos, y después el P40, que es de medianas dimensiones en su primera mitad y más tarde se abre al techo de una galería muy amplia. La verdad es que pisamos el suelo de la galería (bautizada Galería Deltoya) con la alegría y la emoción de tener entre manos algo con muy buena pinta, y con la sospecha de que la torca iba a superar en profundidad a la Torca los Resquilones, que hasta el momento era la más profunda de la zona. La  Galería Deltoya progresa tanto hacia arriba (oeste) como hacia abajo (este). Hacia arriba presenta un tramo con gours y finaliza ante un resalte ascendente que habrá que escalar. Hacia abajo continúa un buen trecho con amplias dimensiones, conectando después con otro conducto meandriforme más pequeño, también en descenso y con algún resalte. Finalmente dejamos la exploración en una gatera con tiro de aire (la Ruxidera), tras la que se intuye una nueva vertical por la que oímos caer una cascada. Habiendo topografiado el eje principal de la cavidad hasta algo antes de la Ruxidera, decidimos dar por concluida la jornada, pues no nos quedaba material ni batería en el taladro.

Cadarma de graya
Instalando la cabecera del P40
Una vez pasados los datos de la topo, comprobamos que la punta se sitúa a -92 m, y que efectivamente la Torca'l Prau la Verde se convierte en la más profunda de las exploradas hasta ahora en nuestra zona de trabajo. La cavidad se dirige hacia el este, en dirección a la Cueva de la Mina la Verde y a la Cueva'l Mazu, aunque alejada aún de ambas, como muestran las figuras que se presentan más abajo.


Pues, como queda dicho, buenas noticias y mejores expectativas. Y puesto que por soñar aún no cobran, algunos ya andamos fantaseando con lograr unir estas tres cavidades (el Mazu, la Mina la Verde, y el Prau la Verde) en un único gran sistema... Seguiremos informando.

Saludos soterraños!




martes, 18 de marzo de 2014

Exploraciones de los últimos meses en Porrúa

Ah.ayádevos, cueveros!

Hacía ya meses que no actualizábamos el blog, así que vamos a dar un repaso rápido en esta entrada a los trabajos que se han efectuado en este periodo en nuestra zona de trabajo de Llanes, que no han sido pocos:

A lo largo del mes de octubre se continuó con los trabajos en la Cueva'l H.ou los Cestos, llevando el desarrollo topografiado más allá del kilómetro de galerías, 1045 m. concretamente.
Aunque de momento hemos dejado los trabajos en esta cavidad, lo cierto es que aún queda alguna incógnita pendiente de explorar. Puede consultarse la reseña y topo completas pinchando aquí.

A principios del mes de noviembre realizamos una entrada a la Cueva'l Mazu, a donde no habíamos regresado desde el 2011, encontrando continuidad a la Galería del Ríu aguas arriba. A raíz de este descubrimiento se suceden las salidas a la cueva (una veinte visitas desde entonces), explorando esta galería por varios centenares de metros, así como varios niveles de galerías superiores nuevos (sectores de la Sala Castrón, Galería Pisada, y Sala Escondida, entre otros). Así mismo, se revisa la topografía de algunos sectores dudosos en la Galería del Ríu y el Arroyo Rojo.
Fruto de todos estos trabajos, el desarrallo topografiado en la cueva se ha aumentado en más de un kilómetro de nuevas galerías, alcanzando actualmente los 3319 m. De este modo la Cueva'l Mazu se convierte en la tercera mayor cavidad del concejo de Llanes (por detrás de los sistemas de H.oulagua y Pradón-H.onfría, ambos en La Llera), y entra en el selecto club de las Grandes Cavidades Españolas. Puede consultarse la reseña y topo completa pinchando aquí.
Y aún queda mucho, pero mucho, por explorar en el Mazu (y por supuesto toda colaboración es bienvenida).

A medida que se obtenían estos resultados en la Cueva'l Mazu, decidimos realizar prospecciones más minuciosas en la zona inmediatamente por encima de la cueva, prospecciones que han dado también sus frutos, localizando algunas nuevas cavidades:

El Torcu PD-30 es una pequeña cavidad vertical con corriente de aire que nos hizo albergar esperanzas de unirla al Mazu, aunque finalmente (y tras tres desobstrucciones sucesivas) no ha sido posible. El desarrollo alcanza los 95 m. con un desnivel de -21 m. La reseña completa y la topo pueden consultarse pinchando aquí. Cerca de esta se encuentra el Cuevu PD-31, una covacha sin mayor interés y 9 m. de desarrollo; reseña y topo pinchando aquí.

También se la ha localizado la Cueva de la Mina la Verde, cavidad natural a la que se accede a través de las galerías de una antigua explotación de cobre, la Mina la Verde, que actualmente estamos explorando. El desarrollo de la topo alcanza ya los 293 m., con un desnivel de 36 m. Tiene una marcada corriente de aire y las expectativas son buenas, aún a pesar de que ya quedan pocas incógnitas por explorar. Por otro lado, muy cerca de la mina hemos localizado una torca muy interesante, la Torca del Práu la Verde, de la que sólo se ha explorado la primera vertical, de unos veinte metros, y que tiene continuidad en un pozo de mayores dimensiones.

Como se puede observar, los trabajos van dando sus frutos y la zona aun promete, y mucho, ya que no descartamos ir uniendo algunas de estas cavidades.
En estas labores de exploración y topografía hemos participado: Victoria Álvarez, Gonzalo Sánchez, Juan Carlos Riobello (Río), Julio Montes, Laura Rodríguez Zango, Carlos Santos, Saúl Pascual, Isi Sánchez (el Maky), Darío Alaiz, y quien suscribe este post.

Seguiremos informando.

Saludos soterraños!

Pasamanos en la Galería Pisada. Cueva'l Mazu (foto: Gonzalo Sánchez)
Sala del H.ou y acceso a la Sala Castrón. Cueva'l Mazu (foto: Saúl Pascual)

Pozo rampa (PR20) entre la Galería Pisada y la Galería del Ríu. Cueva'l Mazu (foto: Gonzalo Sánchez).

Topo (alzado desarrollado) del Torcu PD-30

(Editado el 4 de abril de 2014).

miércoles, 30 de octubre de 2013

IX Axuntanza

Ah.ayádevos, cueveros!

Ya queda poco para la novena Axuntanza, esa fecha señalada en la agenda de muchos espeleólogos asturianos.
En esta ocasión el evento es organizado por los compañeros de L'Esperteyu Cavernícola Espeleo-Club, y se celebrará en Llanes los próximos 23 y 24 de noviembre.

Saludos soterraños!





lunes, 8 de julio de 2013

De cómo la Cueva'l H.ou los Cestos se convirtió en sistema, y de otras andanzas espeleológicas por Porrúa

Ah.ayádevos, cueveros,

Durante la segunda mitad de junio continuaron las andanzas de algunos escariegos por la zona de Mañanga, que -aunque con bastante retraso- pasamos a relatar brevemente.

El sábado 15 el que suscribe se acercó hasta la zona para echar un vistazo a la cueva MA-29, localizada con anterioridad. Lo cierto es que no dio nada de sí (13 m. de desarrollo), aunque nos hemos quedado con curiosidad tras ver cómo los murciélagos se colaban por un pequeño agujero al fondo de la cavidad. Topografiada esta pequeña cueva, se prospecta por la zona, no encontrando nada destacable. La reseña y la topo de la MA-29 se pueden consultar pinchando aquí.

Al día siguiente un servidor se acercó hasta la Cueva la Vallina (MA-02-03) para proseguir con las labores de topo, abordando diversos ramalillos pendientes en la red fósil, entre los que cabe mencionar el meandro del guano, descubierto en una de las salidas del año pasado.
Tres días después, 19 de junio, el menda regresó a la Vallina, topografiando en esta ocasión parte del laberinto de pequeños conductos que se encuentran en la zona del acceso sur al curso activo, formado por gateras y laminadores barrosos poco agradecidos, y donde la topografía avanza lentamente. En todo caso, con las labores de estos días la Cueva la Vallina alcanza los 1814 m. de desarrollo. La topo y la reseña, actualizadas, pueden consultarse pinchando aquí.

Hay que mencionar que tras las lluvias de los días precedentes el río de la cueva se encontraba en carga, y que al salir de la cavidad nos acercamos hasta la surgencia de la misma, H.uente MA-04, que manaba agua en abundancia. Lo mismo podemos decir de la cercana H.uente la Vallina (MA-01), también con un volumen de agua muy elevado para la época.

Y para completar la semana, el viernes 21 Río y el que suscribe realizamos una actividad a la que le teníamos muchas ganas desde hace tiempo: explorar la que denominábamos Torca'l H.ou los Cestos, o H.ou los Cestos 2 (boca signada como MA-14).
La torca ya había sido visitada en una ocasión años atrás por Río y Víctor, y se habían topado con una cavidad compleja que hacia abajo enlazaba con un curso activo y un meandrito inundado no explorado. Habida cuenta de la cercanía con la Cueva'l H.ou los Cestos (MA-06-07) y de la corriente de aire que circula por esta cavidad, teníamos la esperanza de poder unir ambas en un único sistema. Ahora bien, como la actividad se organizó sobre la marcha, íbamos más que pelados de material: unos pocos pingos de cuerda y chapas contadas...

La entrada de la MA-14 es un pequeño pozo de 8 m. que nos deposita en una galería en descenso que va ampliándose hasta convertirse en una amplia sala. Al fondo de esta sala encontramos un gran caos de bloques en el que hay varios pozos que requerirán de un material que no llevábamos. La continuidad más evidente, por la derecha de esta sala, nos condujo a una serie de galerías de medianas dimensiones por las que Río trataba de encontrar el paso que les había conducido a la zona activa en la anterior ocasión. Tardamos un tiempo en dar con él, pero entre que sí y que no, exploramos prácticamente la totalidad de esta parte de la cueva.
Al final el acceso a la zona activa resultó ser un meandrito desfondado (y esforzado) por el que fuimos descendiendo hasta un pequeño pozo de 3 m, el váter, que en su base conecta con unos laminadores pedregosos intensamente ventilados. Progresando por ellos salimos a una galería más amplia que reconocí de inmediato: ¡estábamos en el arranque del meandro crunch de la Cueva'l H.ou los Cestos! ¡Habíamos logrado conectar ambas cavidades! Nos felicitamos por la unión de las dos cuevas en un único sistema, y con la alegría del momento seguimos explorando un poco, antes de emprender el regreso remontando con esfuerzo el meandro desfondado al que hemos bautizado como meandro metrosexual.
De vuelta en la cabecera del meandro, comimos algo y emprendimos el regreso topografiando desde aquí hasta la boca de la torca. Es de mencionar que son muchas las continuidades no exploradas que ofrece el sistema, por lo que las expectativas son altas. El desarrollo topografiado en el -a partir de ahora- Sistema del H.ou los Cestos alcanza los 525 m, y lo explorado ronda ya el kilómetro.

Ya en el exterior, aún nos acercamos hasta otras dos cuevas localizadas en las semanas anteriores y que estaban pendientes de exploración. La cueva MA-35 (la del raposu) se explora hasta salir por otra boca (MA-50), totalizando unos 50 m. de recorrido que no topografiamos. La otra, la cueva MA-37, cierra sin prácticamente desarrollo. Como no podía ser de otro modo finalizamos la jornada tomando unas cervezas, en esta ocasión en Barru, en vez de en Porrúa como viene siendo tradicional.

Las perspectivas para la zona de las Mañangas siguen siendo buenas, y sin duda continuaremos con las exploraciones...

Saludos soterraños!!

sábado, 15 de junio de 2013

Porrúa (again)

Ah.ayádevos, cueveros!

Como ya sabéis quienes seguís este blog, la labor de exploración en nuestra zona de trabajo va por rachas, o mejor dicho por "venadas", y dando continuidad a lo publicado en anteriores post, comentaré en este las últimas actividades realizadas por Porrúa.

El miércoles 12, un servidor dedicó la tarde a prospectar por las Mañangas, gps en mano y sin equipo de espeleo más allá de un par de frontales. Encontré varios furacos, aunque sólo tres con interés: dos cuevas que en principio tiran (MA-35 y MA-37) así como un sumidero ahora impenetrable (MA-36) pero que con retirar algunas piedras podría ofrecer paso.
Como la cueva MA-35 tenía buena pinta y arrancaba con una galería meandriforme de dimensiones cómodas, me decidí a explorar un poco. Tengo que decir que ya me olía que la cueva estaba habitada, pero la sorpresa fue cuando me encontré de frente con un raposu. ¡No sabría decir cuál de los dos se asustó más! Salí de la cueva y el zorro detrás de mí, bastante mosqueado. Ahí terminó de momento la exploración, aunque la cueva tira y habrá que regresar.

El jueves 13 volvimos Río y el que suscribe a Porrúa. La idea era revisar y topografiar una cueva que ya habían explorado Río y Javi hacía unos años, la Cueva de H.ou Cabrón. Así pues, nos pusimos manos a la obra y en un par de horas completamos la topo de esta cueva, no muy grande (la topo suma 163 m.) pero bastante interesante, con un desarrollo laberíntico y curiosas morfologías. Podéis consultar la reseña completa y la topo pinchando aquí.

Después, y como todavía teníamos tiempo, estuvimos prospectando por la zona, revisando todo el cueto calizo donde se ubica la cueva. De
resultas de esto encontramos otra cueva con buena pinta (signada MA-43), así como algunas covachas sin continuidad. Como no podía ser de otro modo, exploramos esta cueva MA-43, que resultó constar de una galería descendente meandriforme y de un nivel superior con una sala algo más amplia, siendo una cueva modesta pero muy guapa en cuanto a espeleotemas, y con algunos restos óseos calcificados muy interesantes. Como ya se hacía tarde no la topografiamos, labor que quedará para próximas salidas, pero su desarrollo andará por los 90-100 m. y en principio parece dirigirse en dirección a las galerías de H.ou Cabrón.
Terminamos la jornada como de costumbre, tomando unas cervezas en el bar de la bolera de Porrúa.

Y ayer, viernes 14, el menda volvió por la zona con intención de sacar algunas fotos para ilustrar la reseña de la Cueva de H.ou Cabrón, ya que el día anterior no habíamos llevado cámara. Tras las fotos, aún me tiré un par de horas prospectando por la zona, aunque sólo localicé una boca con interés (MA-45), que vi desde lejos y a la que no me acerqué por estar en el interior de una finca privada y cerrada; queda también para próximas salidas a la zona.

Saludos soterraños!



miércoles, 5 de junio de 2013

De cuevas por Porrúa (otra vez)

Ah.ayádevos, cueveros,

Este fin de semana hemos realizado un par de salidas de cuevas por Porrúa, dando continuidad a los trabajos que habíamos comentado en entradas anteriores del blog.

El sábado por la mañana nos juntamos Laura, Avelino y el menda con intención de continuar con las labores de topografía en la Cueva'l H.ou los Cestos. De este modo, nos dirigimos directamente a la anterior punta en el nivel inferior y a partir de allí topografiamos la galería meandriforme explorada en la última salida, bautizada desde ahora como "Galería Crunch", así como la mayor parte de los ramales que de ella arrancan, sumando otro centenar de metros al desarrollo de la cueva. En cualquier caso no hemos cerrado completamente la exploración de esta parte, ya que una diaclasa muy estrecha cerca del final de esta galería conecta nuevamente con el curso activo y ofrece continuidad, aunque -todo sea dicho- a través de una estrechez poco atractiva. 
Algunos de los integrantes del grupo tenían compromisos por la tarde y no estuvimos mucho tiempo en cavidad, pero la salida fue productiva ya que hemos podido comprobar que la cueva se dirige hacia la cercana torca MA-14, con la que estamos convencidos de que acabará conectando.

El domingo regresamos a las Mañangas el grupo integrado por Rafa y Mónica, por parte del G.E. Gorfolí, y Río y el que suscribe, por parte del Escar. El objetivo en esta ocasión eran los sifones del H.ou los Cestos y de la Requexada, ya que los amigos gorfolinos respondieron una vez más al requerimiento de los que somos espeleólogos "de secano". Decidimos ir a echar una ojeada a ambos sifones sin llevar el material de buceo, y una vez valorados se optó por bucear primeramente en el sifón estático del H.ou los Cestos, que a primera vista era el que más prometía. Regresamos al coche, y ya con el equipo de inmersión volvimos a la Cueva'l H.ou los Cestos, donde Rafa se sumergió en el sifón para descubrir que se trataba de un pozo ciego inundado de 5,2 m. de profundidad máxima, sin posibilidad alguna de progresión. El momento quedó inmortalizado en el video que acompaña este post. 
Con las mismas fuimos otra vez a la Requexada cuyo sifón, como ya se ha dicho, no tenía tan buena pinta. Sin embargo, una vez que metimos el h.ocicu bajo el agua la cosa no pinta tan mal... Se trata de un laminador ancho pero de poca altura, con suelo de arena y cantos cuarcíticos, que gira a los pocos metros sin ganar casi profundidad. Nos queda la duda de si se podrá pasar con todo el equipo de buceo, pero en cualquier caso quedará para una próxima salida en la que haya más de un compañero equipado para progresar bajo el agua. Con este resultado agridulce regresamos a Porrúa, donde comimos y dimos por concluida la jornada.

Tras estas actividades el desarrollo topografiado en la Cueva'l H.ou los Cestos alcanza los 435 m., manteniendo en -60 m. su profundidad. La reseña y topo actualizadas pueden consultarse pinchando aquí.

¡Saludos soterraños!

video